Themed data sheets

Title

Acuerdo de Comercio y Cooperación entre la Unión Europea y Reino Unido

Description

La Coordinación de Oficinas Regionales Españolas (CORE) organizó una reunión con el consejero de comercio de la Representación Permanente de España ante la UE (REPER) Eduardo Bryant, con el objetivo de que explicara algunos asuntos relevantes del extenso acuerdo alcanzado entre Reino Unido y la Unión Europea y resolviera las dudas que le trasladaron los representantes de las comunidades autónomas acerca de las implicaciones de dicho pacto

Categories

Financing and aid • Reports and publications • Forums and Initiatives • EC consultations

Automotive and mechatronics • Food chain • Renewable energies and resources • Health

Digital transformation • Circular economy • Smart cities • Key enabling technologies • SMEs and growth • Access to financing

General information

El Acuerdo de Comercio y Cooperación entre la UE y Reino Unido (ACC) supone tanto la separación definitiva como el establecimiento del marco legal que va a regir las relaciones comercio-políticas entre ambas partes en un futuro cercano. Así pues, se pone fin al largo proceso comenzado en junio de 2016 en el país anglosajón con la celebración del ya conocido referéndum, así como al proceso de transición establecido por el Acuerdo de Retirada por el que el Reino Unido había mantenido los derechos y obligaciones de la UE durante 2020.

1. Comercio de Bienes

Por medio del ACC ambas partes se comprometen a mantener un comercio libre de tarifas y de cuotas para todos los bienes producidos en los países miembros. La diferencia respecto a la regulación anterior reside en las normas de origen, que son los criterios para determinar la procedencia nacional de un producto.

En este sentido, el acuerdo acepta las acumulaciones bilaterales (con ciertas condiciones) pero excluye las acumulaciones diagonales de las condiciones de libre comercio. Se recomienda consultar el análisis del EPRS para una explicación más detallada sobre el tema.

La puesta en vigor del ACC supone también importantes diferencias en materia fiscal para el comercio de bienes entre ambas partes sobre las que pueden encontrar explicaciones concretas aquí.

2. Servicios Financieros

Exceptuando ciertas provisiones específicas, el acuerdo de cooperación y comercio no aborda con profundidad los aspectos necesarios para esclarecer el futuro de los servicios financieros entre ambos miembros.

Ello implica que las empresas del Reino Unido que operaban en la UE pierden el acceso al denominado “Pasaporte Europeo” y pasan a depender de las decisiones unilaterales de equivalencia.

En cuanto a las empresas proveedoras de servicios financieros de la UE operando en el país anglosajón, el Reino Unido ha adoptado un Régimen de Permisos Temporales por el que las entidades que ya estuviesen operando puedan seguir haciéndolo provisionalmente por tres años mientras buscan la autorización por parte del gobierno para establecerse indefinidamente.

3. Comercio Digital

El Acuerdo de Comercio y Cooperación impone una prohibición expresa de aranceles a la transmisión electrónica y digital. En cuanto a la protección y flujo de datos, se mantendrá el modelo de la UE, si bien Reino Unido deja la puerta abierta a una futura política más liberal.

4. Energía

El ACC establece un marco de relaciones estrechas a fin de mantener un alto grado de acceso mutuo y de asegurar que los precios del gas natural y de la electricidad reflejen el estado real de la oferta y la demanda.

No obstante, el Reino Unido deja de participar en los mecanismos de comercio de la UE y por tanto ambas partes reconocen la necesidad de llegar a un acuerdo para evitar las tasas por el uso de los sistemas de transmisión de energía.

Se reitera el compromiso de alcanzar los objetivos de eficiencia energética del plan climático establecido para 2030.

5. Igualdad competitiva

Partiendo de la base de una relación comercial tan estrecha como la mantenida por el Reino Unido y la UE en los últimos 40 años, una de las premisas del ACC para mantener la igualdad competitiva es la “no regresión”. Este principio ha sido acordado tanto para mantener los estándares laborales y sociales como para la política climática.

El pacto incluye también el compromiso de no otorgar subsidios que puedan afectar al equilibrio competitivo entre ambas partes, exceptuando ciertos sectores como los de transporte, energía, nuevas tecnologías y I+D.

6. Seguridad social y visados para estancias breves

Por medio del Acuerdo de Comercio y Cooperación se establece el derecho de los ciudadanos de ambas partes a realizar viajes de corta duración (<90 días) a la otra parte sin necesitar ningún tipo visado. Se permitirán también estancias por motivos laborales debidamente justificados.

Tanto Reino Unido como la Unión Europea se comprometen a través de este acuerdo a coordinarse de manera que los años trabajados en la otra parte contabilicen para el sistema de pensiones y solo se paguen contribuciones al país en el que se este realizando la actividad laboral en cada momento.

Back to list